Finanzas en pareja, un solo corazón

Cuando eres joven adquirir un seguro de vida parece no ser una prioridad, sin embargo, existen varias razones por las cuales obtener un seguro ahora, puede ser una decisión financiera inteligente.

  1. Ante todo, reglas: Es una realidad que el sostenimiento económico de una familia es más simple cuando son dos las personas que aportan a las finanzas. Sin embargo, pueden surgir ciertos malentendidos o conflictos a la hora de lidiar con ello. Un buen comienzo es establecer tareas y roles para definir cómo será la organización y los aportes de cada uno. Puede resultar útil crear una planilla para visualizar gastos, ahorros, ingresos y plazos y, así, fijar prioridades.
  2. Primero lo primero: La experta recomienda que las parejas escriban sus objetivos y prioridades personales para luego distinguir dónde se superponen. Lo importante es ser sincero para poder crear un plan compartido que reúna las prioridades de ambos.  A su vez, este ejercicio fomentará el apoyo mutuo para alcanzar sus sueños y proyectos personales. De este modo, estableciendo espacios de comunicación genuinos, el plan financiero funcionará de verdad.
  3. Esperar lo inesperado: "Los cambios suceden", señala Hill. La realidad laboral de cada pareja puede cambiar de un día para el otro e impactar sobre su situación económica. Ante todo, es fundamental analizar y cuestionarse “¿Qué pasaría si…?”. Por eso, a la hora de afrontar momentos de incertidumbre o crisis en los que los gastos empiezan a ajustar un poco más el bolsillo, es importante realizar una revisión de éstos y establecer una estrategia de ahorro que permita cierta flexibilidad económica.
  4. Los hijos y las nuevas necesidades financieras: Al agrandar la familia, no solo hay nuevas responsabilidades económicas, sino que también surgen un sinfín de nuevas decisiones que tomar: ¿cuántos hijos?, ¿a qué colegio?, ¿cómo llevar su crianza?, ¿qué tipo de seguro contratar?... Ante todo, hay que tener en cuenta tanto la realidad financiera de cada familia como la previsión a futuro que desean adoptar en términos de ahorro y jubilación. Lo más importante es retomar la lista de objetivos compartidos con regularidad para garantizar tomar estas decisiones según lo pactado con la pareja. Este enfoque compartido será el cimiento fundamental del éxito de la dinámica y la economía familiar.

Al igual que en temas del corazón, la economía en las parejas no requiere más que compromiso y trabajo en equipo prestando constante atención a las necesidades y prioridades del otro.

Fuentes para realizar el artículo:
https://www.entrepreneur.com/article/263064
https://www.ambito.com/tips-organizar-las-finanzas-la-pareja-n5014837
https://www.metlife.com/blog/money/money-talks/?utm_source=FBPAGE&utm_medium=MetLife&utm_campaign=Brand+Marketing